Viajes

Malta, sol, historia y prehistoria

Malta es un pequeño archipiélago en mitad del Mediterráneo, tan pequeño, que ni si quiera se ve a simple vista en cualquier mapa.

Como el inglés es el idioma oficial, además del maltés, para mucha gente es una alternativa más barata y con mejor tiempo para estudiar inglés. En mi opinión, si te haces con el acento maltés (muy parecido al árabe), es posible que se amortice el curso de inglés porque luego será más fácil entender un acento más neutro.

Aunque es un país muy pequeño, se encuentra muy dénsamente poblado, especialmente en el centro, en torno a la Valetta, aunque, en realidad, es como una ciudad, dividida en barrios, que aquí son otras ciudades, como Silema, Kalkara, Kordin, etc…

Una de las mejores vistas, a mi es la que me atraía incluso antes de llegar, es la que tienes en el ferry-taxi entre Silema y La Valeta, con la gran cúpula de la iglesia anglicana de fondo. Es algo impresionante y merece la pena hacer ese trayecto de apenas 5 o 10 minutos.

También las vistas desde el lado de las tres ciudades es increíble, al otro lado de la península que forma la capital.

Desde el mismo puerto, la vista de las tres ciudades y la entrada al puerto son increíbles.

Malta obtuvo la independencia del Reino Unido en 1964, por lo que todavía son visibles toda la herencia británica alrededor de la capital.

Es una isla tan pequeña, que se podría recorrer a pie o en bicicleta, pero el mejor medio de transporte es el autobús. Todas las líneas salen del centro de la ciudad y van a todos los rincones de la isla.

Puedes llegar al punto norte de la isla, Ghadira, desde donde sale el barco a la otra isla principal del país, Gozo, buenas vistas, si el tiempo y el viento no lo impiden, claro.

Al sur puedes llegar a Marsaxlokk, el pueblo pesquero y en el que los fines de semana montan el típico mercado callejero del mediterráneo.

Esta zona es muy colorida, no tanto por los edificios y paisajes, sino por las embarcaciones pesqueras que rodean el puerto y la bahía.

Malta no es sólo turismo de buen tiempo, playas (casi todas pequeñas y de piedras) o cursos de inglés. También es ideal para aquellos amantes de la prehistoria, con restos paleolíticos en determinadas zonas.

Por último, comentar los accesos al aeropuerto. Al ser una isla pequeña, todos los traslados son relativamente cortos y puedes llegar perfectamente en autobús directo desde La Valeta, pero si te sobra tiempo y quieres hacer un “pequeño” recorrido turístico, te recomiendo que tu última visita sea a la ciudad de Mdina. Es una ciudad medieval, amurallada y con una vista espectacular de la isla.

Desde Mdina, puedes coger un autobús que hace una ruta interurbana hasta llegar al aeropuerto, pero no es una ruta cualquiera. Pasas por zonas casi desérticas, pequeños pueblecitos y puertos en los que hace paradas para recoger y dejar gente, pero la vista de los límites occidentales de la isla son increíbles vistos desde el autobús, con los acantilados a pocos metros de distancia.

Merece muchísimo la pena esta ruta alternativa para llegar al aeropuerto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s